Noticias

Freixenet, Repsol y Serveto inician una prueba piloto con combustible renovable para reducir un 85% las emisiones de C02

• Con esta innovadora prueba piloto, Freixenet persigue un doble objetivo: descarbonizar la economía e implantar modelos de economía circular que permitan reducir su huella medioambiental.

Freixenet y la transportista Serveto participan en una prueba piloto liderada por la multinacional energética Repsol para contribuir a la descarbonización del transporte de mercancías a través del uso de biocombustibles renovables, concretamente, un biocombustible de segunda generación cuya materia primera es únicamente aceites procedentes de residuos, como aceites de cocina usado, y que permite reducir las emisiones de CO2 en un 85%. Para garantizar el origen residual de este nuevo combustible, se dispone de todas las certificaciones auditadas por un tercero que exige la Directiva de Energía Renovable (RED) de la Unión Europea. Repsol está construyendo la primera planta de la Península Ibérica de biocombustibles avanzados en Cartagena, (Región de Murcia), un proyecto que cuenta con el apoyo del Banco Europeo de Inversiones. Tendrá una capacidad de 250.000 toneladas anuales.

En esta prueba piloto, que contempla un período de colaboración entre las compañías de cuatro meses, Freixenet realizará los trayectos entre su sede central, situada en Sant Sadurní d’Anoia, Barcelona, y Madrid con camiones de Serveto propulsados con biocombustible renovable de Repsol. Participando en este proyecto, Freixenet persigue un doble objetivo: descarbonizar la economía e implantar modelos de economía circular que permitan reducir su huella medioambiental.

Freixenet-X-logo

“Freixenet es una compañía de referencia a nivel europeo”

Artículos recientes

Suscríbete al boletín

Suscríbete aquí para recibir actualizaciones, ofertas e información sobre eventos


    This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply.

    Freixenet-X-logo

    Antes de empezar

    Tienes la edad legal para beber alcohol en tu país?

    No